30 de noviembre de 2008

Inocente!

Francamente, se me hace difícil seguir leyendo sobre el asunto de los derechos de autor y el P2P. Sabemos que quienes defendemos las redes de intercambio libre tenemos la razón y que todo está ya dicho, pero también que, en el fondo y como todas, ésta es una batalla perdida. Pero de vez en cuando llega alguien como el Pianista, da un puñetazo en la mesa, y se casca un post imprescindible que hace que uno sueñe; que sueñe con una repercusión a la altura del texto, que haga que otros autores lo reflejen y lo implementen, y lo reboten hasta hacerlo accesible no sólo para los ordenadores sino también para las mentes de los que tienen capacidad de decisión en estos asuntos y aún no han perdido la integridad a base de estrechar manos y cheques. Un post que ilusiona. Llámenme inocente.

«Además, ¿no hay un contraste sorprendente entre el alcance global de la lucha contra el P2P y la relajación con la que se combate el top manta? Todos esos ridículos anuncios que el Ministerio de Cultura paga a precio de oro intentan convencernos de que no descarguemos obras, no de que no las compremos en el top manta. ¿Por qué?

Porque la oferta del top manta reproduce las imposiciones culturales del mainstream. En el top manta sólo se venden best-sellers y blockbusters. Representa un diezmo económico, pero es una pérdida asumible, un mal menor. Sin embargo, el P2P es un verdadero desafío al sistema, porque rodea sus imposiciones, recupera títulos que las grandes empresas decidieron enterrar, permiten que el espectador/oyente configure su propio catálogo cultural, fomenta la distribución horizontal, permite una comunicación directa entre el autor y el espectador. En definitiva, revive a la bestia negra de una empresa global de distribución de contenidos: la libertad.»

No, en serio: llámenme inocente. Lo soy, y usted también. A ver si se enteran de una puta vez: Mea Culpa y Caga Leyes.

Edito al día siguiente: ELPAÍS.com publica –titulándolo con la brillantez habitual– el decálogo de falsedades que nos intenta colar el Ministerio de Cultura. Véanlo aquí.

3 comentarios:

gromland dijo...

Estimado Tío Vania:

En primer lugar, decirle que nos tiene muy abandonados; ¿le hemos hecho algo sus fieles lectores? ¿está enfadado con nosotros porque la volvimos a cagar en el nuevo intento (después de lo del helicóptero) de acabar con Esperanza? Háblenos más a menudo, caramba!

Y en segundo lugar: ya había leído el post del estimado Pianista en su propia casa (estuve una media hora intentando poner algún comentario "graciosete y chispeante" de los míos... pero acabé dándome cuenta que no se podía añadir nada a tal post, perfecto como está). Ahora bien: me temo que esas sensatas palabras son avena demasiado pesada para tanto burro que hay suelto (politicastros de medio pelo, autores que confunden derechos con diezmos, mandatarios del sector audiovisual con coches y casas excesivamente caras de mantener). Acierta el estimado Pianista al señalar como principal causa del constante ataque a las redes P2P el que "el tonto del pueblo" tenga cada día un poco más de criterio, que ya no se traga tan facilmente la medicina... y ése va a ser el verdadero problema: está claro que esta batalla - la famosa operación "puertas en el campo" - se va a ganar otra vez (y van...), pero es de suponer que, una vez los tiranoculturales se aprendan la lección, harán suya la tecnología para seguir haciendo lo que mejor se les da: ganar dinero al tiempo que aborregan a costa de vendernos mierda.

Preguntándome si todo esto no podría haberlo puesto en el propio blog del estimado Pianista, y si no seré demasiado pesimista en lo que al final de todo esto se refiere, reciba afectadísimos y reencontrados saludos.

Lobo-López dijo...

Si se consiguió que se editara en todo el mundo un disco de un grupo no tan mayoritario como llegó a ser, que había sido grabado y editado exclusivamente para Japón, en la época en la que casi ni siquiera existía la musicassette es que no está todo perdido. Podemos conseguirlo (porque, claro, se edito porque el pirateo llegó a todo el mundo y dijeron "Oye, ¿porque no venderlo nosotros?".


Ah, me refiero a Made in Japan, de Deep Purple.

quitus dijo...

lol....
lo que sigo sin pillar es que Cojones (con perdón) le importa a la SGAE si me descargo Lost (o cualquier otra peli/serie ianqui). y lo peor que cobren esa "descarga" como suya ¿eso no es otra forma de estafa?.......en serio, hay alguien que uso una red P2P para descargarse lo nuevo de Miguel Bosé? en serio?......